La cervicalgia , ese dolor tan molesto que se produce en el cuello

La cervicalgia o dolor de cuello suele producirse por una contracción involuntaria de los músculos de la zona, entre los más importantes podemos destacar el esternocleidomastoideo, los escalenos, el  angular del omóplato,   el esplenio,  y el trapecio. Las causas más frecuentes puede ser el quedarse dormido boca abajo, una lesión por sobreesfuerzo, caídas o contusión, accidentes etc.  Lo que más se suele dar en nuestro centro es el quedarse dormido boca abajo y accidentes de tráfico, cuando el coche de delante está parado y le embiste otro por detrás, produciéndose el famoso latigazo cervical, y en consecuencia una patología denominada rectificación cervical, al perder la columna cervical la lordosis fisiológica o curvatura debido al impacto y a la contracción de los músculos del cuello. En estos casos primero hay que ir al hospital y hacer el protocolo de radiografías resonancias y todo lo que el médico crea necesario en ese momento, pero ya luego se recomienda  visitar al osteópata y siempre se aconseja usar una almohada cervical para que a medio plazo se vaya formando de nuevo esa curvatura cervical, ya que si no los discos intervertebrales tienen la tendencia de desgastarse al perder dicha lordosis fisiológica y tener riesgo de prolapsos y en el peor de los casos producirse hernias discales, que van a producir muchísimo dolor que suele irradiar a los brazos debido al paso de los nervios cubital, radial y mediano que dependen de las vértebras C5 C6 C7.  Si la persona presenta mareos pudiera ser por la subluxación de la C2, o llamada Axis. La tortícolis es otra modalidad por así decirlo y tiene la peculiaridad de tener un fuerte dolor que por ejemplo te lateraliza la cabeza al lado derecho, pero el mentón te lo rota para el lado opuesto o sea para la izquierda o viceversa con el otro lado, y existen varios tipos como es la idiopática por origen desconocido, la espasmódica, por crisis de espasmos, y congénita que es de una mala postura del feto dentro del útero.

 Los tratamientos que hacemos en nuestro centro de Vital-Josvic para cervicalgias y tortícolis, constan de varias técnicas como; quiromasaje, calor con moxa, ventosas, acupuntura, auriculopuntura, Quiropraxia, osteopatia, homeopatia, fitoterapia, estiramientos, baterías musculares etc.

Y como recomendación para evitar estas patologías se recomienda dormir en decúbito supino o boca arriba sin almohada o con una muy fina, nunca dormir en decúbito prono o boca abajo porque es así como se producen muchas cervicalgias al tener los músculos obligados en oblicuo al lado contrario durante varias horas, principalmente el trapecio, originándose un espasmo o la contracción involuntaria de los mismos. Y si por el contrario se prefiere dormir de lado, hay que tener en cuenta que debes de utilizar una almohada que ocupe un espacio entre tu oreja y tu hombro de forma que tu cuerpo y tu cuello conformen una línea recta.

Pero  claro está que el más indicado para evitar lesiones es boca arriba y así también descansa la columna vertebral al estar apoyada en un colchón firme.

Muchos saludos

José Cabrera Caballero

Titulado superior universitario en osteopatía

Renate, ataques de mareos repentinos y presión arterial alta debido a una caida

Von: jan.liebetrau@berlin.de < jan.liebetrau@berlin.de >
Gesendet: Samstag, 2. Dezember 2017 12:47
Una: Renate Liebetrau von Haefen
Betreff: Re: Korrektur

 

Renate HVI, de 68 años de edad

Hace aproximadamente dos meses tuve un pequeño accidente en el que tropecé  y  me caí sobre mis manos y rodillas. No fue un gran problema, me sentí un breve dolor en el cuello, pero que pasó con bastante rapidez.

Unas semanas más tarde, empecé a tener ataques repentinos de mareo y mi presión arterial comenzó a subir más y más alto. Fui a mi médico con esto y me recetaron algunos medicamentos para obtener la presión bajo control de nuevo, pero, por desgracia, las píldoras no ayudarían. Entonces, un día después de haber realizado un trabajo en el jardín, mi presión arterial fue de repente hasta 210/110! Un amigo me llevó a urgencias de la Clínica San Roque en Meloneras, donde tuve que permanecer durante una semana completa. Allí me administraron una medicación muy fuerte para mantener la presión en blodd hacia abajo y los médicos  me hicieron un  chequeo completo del cuerpo en mí para averiguar la causa de mi problema. Todas las pruebas resultaron negativas,  todo parecía estar bien, mi corazón, los pulmones y los vasos sanguíneos estaban en perfectas condiciones.

Así que después de que me dieran el alta en el hospital fui a casa y continué tomando las píldoras prescritas para mantener  bien mi presión arterial, pero todavía me sentía mal. Algo estaba definitivamente  mal dentro de mí.

Cinco días más tarde, después de haber hecho un poco de limpieza alrededor de la casa, mi presión arterial se dispara hasta 199/100 de nuevo! Me sentía impotente y desesperada así que traté  de pensar en algo que hacer al respecto. Entonces recordé José Cabrera, un osteópata de Arguineguín al cual había asistido a su consulta varias veces en ocasiones anteriores.  Así que lo llamé, (que era 7:00 PM, que cuenta) y se ofreció de inmediato para ayudarme porque me sentía muy mal, lo cual le agradecí. Revisó mis músculos y huesos e hizo algunos ajustes en mi cuello. Posteriormente, se comprobó mi presión arterial: 140/85!

Resulta que cuando me había caído  desde hacía dos meses dos las vértebras cervicales se habían subluxado o sea se habían rodado, pinzando nervios, entre ellos en mi nervio vago  el decimo par craneal (una de las principales corrientes nerviosas que controla el   sistema nervioso autónomo) y que era lo que había hecho  que mi presión arterial se dispara de esa manera!

Otros dos días más tarde, José Cabrera volvió a hacerme  otro chequeo , ajustar algunas segmentos óseos más pequeños de nuevo y …  ahora si que yo soy capaz de vivir con normalidad, sin tener que tomar cualquier medicamento, en absoluto!
Voy a caminar y nada todos los días y hago los ejercicios especiales que José me ha enseñado.  He decidido y bajo su consejo de ir una vez al mes para hacer un chequeo preventivo.

Esa es la medicina alternativa para usted, allí mismo! Gracias, José!

Si desea preguntarme algo al respecto de esta experiencia y  para cualquier consulta acerca de todo esto, no dude en ponerse en contacto conmigo en:

679 815 335